Soy Leandro Hoop, tengo 30 años, y soy un apasionado por el mundo de los viajes.

Desde chico me encantaba leer en revistas y libros sobre las culturas Incas, Mayas, Aztecas, Romanos y los Egipcios. Miraba las fotos de las estructuras, los lugares y me precian tan inalcanzables como si estuviesen en otro mundo.

Mi primer viaje fuera del país no fue hasta los 17 años. Yo ya había terminado la escuela secundaria, y a través de mi tío me fui a jugar al fútbol a España. No puedo describir la emoción que sentí al realizar ese viaje.

No solo al ser mi primer viaje en avión, mi primera vez fuera de mi país. Estuve viviendo en Granada, y pude conocer muchas ciudades. Tuve que regresar a la Argentina ya que no pude obtener mi pasaporte Europeo y debido a eso no podía jugar al fútbol.

Cuando regrese a mi país comencé a estudiar y a trabajar, pero cada día me despertaba y una idea daba vueltas en mi cabeza, como al acostarme no podía evitar dejar de soñar con salir al mundo y poder conocer mas y mas lugares. A medida que pasaba el tiempo ese sentimiento se hacia cada vez mayor y tomaba cada vez mas fuerza. Yo quería dejar de trabajar e irme a recorrer el mundo.

Fue hasta que una noche, navegando por Internet, encontré por casualidad del destino, un vídeo que me llevaría a leer un libro que me cambiaría la vida. El vídeo era El Secreto, donde hablan sobre la ley de la atracción. Dice que todas las personas nos movemos en este mundo bajo las mismas leyes, y que nuestros sentimientos y nuestros pensamientos generan las situaciones que ocurren a diario en nuestra vida.

 

Fué asi que motivado por eso, puse manos a la obra, y me fui de viaje por Bolivia y por Perú, hasta llegar al gran Machu Picchu. El mismo que en mi niñez parecía tan inalcanzable, se hacia realidad ante mi asombrada mirada.

Al año siguiente, decidí dejar mi trabajo, suspendí mis estudios y me fui a recorrer Brasil.  Yo creo que si vos deseas algo con todo tu corazón, por mas imposible que parezca, en algún momento se termina haciendo realidad. Solo depende de cuanto de nosotros pongamos en alcanzar esa meta a la que tanto queremos llegar. 

Hoy me encuentro recorriendo el mundo junto con mi compañera de vida. No tenemos una ruta definida, solo planeamos nuestro futuro a un mes, por lo que tratamos de disfrutar el día a día.


 

Yo soy Romina Valli y tengo 29 años. Me recibí de abogada en el año 2017 y sentí que después de haber dedicado tantos años a cumplir esa meta tenia algo pendiente; viajar. Pero esto no fue un anhelo de pequeña, me contagie ya de grande! o mejor dicho me contagiaron.

Mi primer viaje fue a Bolivia y a Perú, llegamos hasta Machu Pichu con Leandro, fue nuestro primer viaje en pareja y hasta el día de hoy puedo recordar anécdotas y momentos de ese viaje como si hubiese sido ayer.

Hoy soy parte de la aventura, viajando de aquí a allá, viviendo el día a día, sin nada planeado, pero con la certeza de que estamos libres y haciendo lo que queremos. Creo que nunca es tarde para hacer lo que queres, que todo en la vida llega en su debido momento y que si se te presenta una oportunidad y te genera una duda.. dale para adelante porque para ahí es!!